Saltar al contenido

Los 10 mandamientos del Turista Responsable

El turismo sostenible está a la orden del día y cada vez son más las personas que se deciden a practicarlo. Realmente, hacerlo es mucho más fácil de lo que parece y tan solo hay que seguir una serie de pautas para convertirte en un auténtico turista responsable. Por ese motivo, como quiero que seas uno de ellos, en este post te cuento cuáles son los 10 mandamientos del turista responsable basado en el decálogo de consejos de la Fundación Biodiversidad y el Ministerio de Medio Ambiente. Te prometo que son muy fáciles de cumplir y ayudarán a preservar la naturaleza y a proteger las oportunidades de futuro del destino que escojas.

cómo ser turista responsable

  1. Cuando vayas a organizar tu viaje, es importante que siempre optes por agencias que te aseguren que cumplen con los mínimos de calidad y, sobre todo, con un gran respeto por los derechos humanos y por el medio ambiente. Ya no solo de la zona a la que vayas, sino también, durante el recorrido hasta la misma. Es muy importante que se aseguren esos hechos para conseguir que tu viaje afecte lo menos posible al entorno.
  2. No abuses de los recursos naturales como el agua o la energía. Ten en cuenta que son bienes excasos y que cuanto menos se usen mucho mejor. Esto se traduce en realizar un consumo del agua moderado y no abusar de, por ejemplo, los aires acondicionados. Si vas a un destino donde hace mucha calor, aprovecha las horas de fresco para abrir las ventanas y refrigerar el ambiente. Date duchas y no te bañes para poder ahorrar agua o intenta optar por baterías portátiles para cargar tu móvil o demás aparatos electrónicos.
  3. No crees demasiada basura. Los residuos son contaminación. Por tanto, dentro de los límites que te sean posibles, intenta no generar demasiada basura.
  4. Cuando tengas residuos para tirar, hazlo siempre en el cubo correspondiente según las facilidades que ponga el lugar de destino.
  5. Si vas a visitar un espacio natural o una reserva, cumple siempre con la máxima de que sea tu huella de tus zapatos el único rastro. Es decir, no dejes basura tirada ni dañes ninguno de los elementos naturales.
  6. Si vas a practicar buceo en arrecifes de coral o vas a practicar senderismo en selvas u otros espacios, es importante que antes de hacerlo te informes sobre lo que allí vas a encontrar para causar el menor de los impactos y conseguir no degradar la zona bajo ningún concepto. Trata todo con extremo cuidado y no dañes las especies que habitan allí.
  7. La compra de souvenirs es otra de las acciones que realizamos en nuestros viajes. Si vas a comprar regalos, intenta hacerlo en negocios locales para conseguir mejorar la economía de la zona y, a su vez, mejorar su diversidad cultural.
  8. Presta atención cuidado al no adquirir flora y fauna que se encuentre protegida dentro del Convenio de Comercio Internacional de Especies Amenazadas de Fauna y Flora Silvestre. Del mismo modo, tampoco adquieras productos que se encuentre derivados de estas mismas especies. No solo contribuirás de forma negativa al ecosistema, sino que, además, estás cometiendo un delito penado con multas bastante elevadas.
  9. Respeta siempre la cultura, la gastronomía, las costumbres y las tradiciones de tu lugar de destino. Conócelas e intenta conocer mucho más de ellas. Verás como vuelves mucho más enriquecido de tu viaje. No solo habrás visitado un nuevo lugar, también habrás aprendido de él.

mandamientos del turista responsable

  1. Consigue que tu presencia allí sea positiva y haz que el planeta se beneficie de tu viaje haciéndolo saludable y solidario. De este modo conseguirás conservar la riqueza cultural y natural de la Tierra y mejorarás el desarrollo de muchas de las zonas que visites.

Otros consejos a tener en cuenta

Existen otros consejos que te doy para conseguir contribuir aún más a una mejora del planeta.

  1. Apuesta por hoteles eficientes que apuesten por la energías más respetuosas con el medio ambiente.
  2. Aprovecha al máximo tu móvil. No imprimas mapas ni, ni siquiera, las tarjetas de embarque. Contribuirás a no gastar papel y a tenerlo todo mejor controlado estés donde estés.
  3. Antes de viajar, no dejes encendidos aparatos en tu hogar que realmente no sean necesarios para ahorrar energía. Te hablamos, por ejemplo, de las televisiones, ordenadores, wifi o teléfonos fijos.
  4. Opta por desplazarte siempre que puedas con medios respetuosos con el medio ambiente como la bicicleta. No solo conseguirás reducir el CO2, sino que también es mucho más sano para ti.

Y recuerda, existen nuevas formas de viajar respetuosas con el medio ambiente que te ayudan, además, a crecer como persona. Apuesta por ellas y vive una experiencia aún más positiva. Sigue los 10 mandamientos del turista responsable y consigue sentirte mucho mejor contigo mismo.